Columnistas Noticias

Vizcarra amenaza a Expreso

¡A por ellos! ¡Acabemos con la oposición! Esta es la consigna de la progresía marxista que manipula nuestro país sin haber sido electa por la ciudadanía.

Mafia que subsiste a base del poder que le ha endosado un traicionero presidente. Sí. Vizcarra traicionó a PPK, Aráoz, Keiko. Y lo hará con quienes se le pongan adelante. Por consiguiente, traicionará a la inmensa mayoría de peruanos que, decididamente, repudian el progre-marxismo. Esa mafia que utiliza Vizcarra para entronizarse en el poder sometiendo, además, a unos supuestos guardianes de la Justicia y la Constitución –el poder Judicial, el Tribunal Constitucional y la Fiscalía de la Nación– al estilo de todas esas dictaduras sudacas prohijadas por la Cuba comunista y la Venezuela chavista. En síntesis, Vizcarra viene encaminando apresurada, temerariamente al Perú hacia una tiranía progre-marxista. Y no tendrá vuelta atrás.

Lo que ocurrió hace dos días con la periodista María Teresa García, jefe de Política de EXPRESO, revela que, cumplido el desbaratamiento del poder Legislativo, Vizcarra y su camorra progre-marxista han decidido avanzar a la siguiente etapa de su proyecto autocrático: el silenciamiento de la oposición. Empezando, evidentemente, por acallar a la prensa que le critica.

Como si se tratase de un operativo para capturar a un delincuente de alta peligrosidad, dos fiscales y cuarenta policías allanaron en la mañana del miércoles la vivienda de la jefe de la Sección Política de este periódico, so pretexto de “conseguir la grabación de un robo al paso”, que la cámara de video –de propiedad de la periodista e instalada en los exteriores de su vivienda para resguardar su propia seguridad, ante la monumental inseguridad ciudadana probablemente alentada por este gobierno– habría captado el pasado 9 de enero. Estos dos fiscales –Alfredo Novela y Magnolia Huertas– más los cuarenta policías permanecieron cuatro largas horas registrando todo el inmueble de la periodista, en actitud abiertamente intimidante.

María Teresa García manifestó su extrañeza por semejante arbitrariedad, tomando en cuenta que, además, en el mismo lugar existe una cámara de 360 grados, propiedad del municipio del Callao que, con mayor nitidez y cercanía, debió registrar el robo callejero al cual sospechosamente los fiscales le asignan tanta importancia como para haber allanado una vivienda usando a cuarenta policías. “Ellos señalan que han allanado mi casa por un robo, pero han llegado más de 40 policías y un equipo de fiscales, solo para pedir un video, que bien se lo pudieron solicitar a la propia municipalidad, porque en la calle hay una cámara con mayor resolución. Pero no sé por qué vienen hasta mi casa señalando que, si no coopero, estoy obstruyendo la justicia, y además con una amenaza de descerraje. Es decir, parecía que la delincuente fuera yo. Creo que esto tiene otras connotaciones”, acotaba ayer con justa indignación la jefa de la Sección Política de Expreso.

Estos fiscales politizados adscritos al progre-marxismo, junto con la policía política del gobernante Vizcarra, formalizaron el primer paso para acabar con la libertad de prensa, instituyendo la intimidación como modelo de censura a la oposición.

Escribe: Luis García Miro Elguera – Expreso

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *